Blogia
kanaima

Lutos

Una tarde nos llamo una compañera. Esta muy agitada. Muy alegre. Nos cito en su casa para la mañana siguiente, y cuando fuimos nos explico con lágrimas de felicidad que había tocado los huesos de su hija. Le había acariciado su cabeza y sus dedos.

Ella por fin puede guardar el luto. Yo, y muchas madres más, aun no podemos. Aun no tenemos los restos de nuestros hijos e hijas.

Lo dijo una de las Madres de la Plaza de Mayo, en Málaga, hace una semana.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

5 comentarios

Kanaima -

No, no he estado.

zenia -

¡Desgarrador¡. Tanto sentimiento en tan pocas lìneas. ¿Has estado en la base naval de Guantànamo?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

el hombre energia -

No sabía yo de sus aficiones literarias. Le he descubierto por lo de Valladolid. Hummm. ¡Tú eres tú!. De El Palo al mundo.

Salud y buenos alimentos.

pagana -

En Uruguay solo se han encontrado los restos de dos desaparecidos. Dos hombres de lucha y de familia. Escuche a los hijos de cada uno de ellos y se me cerró la garganta. Ellos por fin cerraron una etapa, pero todavia hay más hijos, madres, esposas, hermanas que esperan ese día...

adalys -

El dolor y la fuerza de las madres de la Plaza de Mayo ha conmovido a muchos en el planeta. Una paradoja terrible esa de sentirse \"feliz\" al poder guardar finalmente luto por sus seres queridos.
Saludos,ah, lo olvidaba, gracias por la sinceridad en mi sitio.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres