Blogia
kanaima

Jornada laboral

Miro los rostros que me acompañan el la línea 11 del bus, dirección a El Palo. Hay rasgos de todos los continentes y todos muy parecidos, al menos en los ojos de resignación, el cansancio, el hastío. Tienen esa cara de preso que cumple su condena sin comprenderla del todo. Son casi todos venidos de fuera. Se van bajando frente a supermercados, gasolineras, hoteles...
Son las 6.30 de la mañana.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres